miércoles, 27 de julio de 2011

FIB 2011: Jueves

  • Un día aparentemente flojo se convierte en un día de auténtico éxito
  • Congotronics vs Rockers, gran acierto del fib 2011
  • La organización y logística, a la altura


Llevábamos ya desde el lunes en Benicàssim intentando cubrir lo que ocurría por allí en directo, sólo conseguimos un cansancio considerable para afrontar la primera jornada real del festival, un descafeinado Jueves sin cabeza de cartel y cuyo principal atractivo para nosotros era Anna Calvi.

Quizás esas pocas expectativas unidas a una organización de 10, una logística de 10 y una gestión de barras de 10 consiguieron darnos uno de los días más grandes en toda nuestra historia festivalera.

Nuestro plan inicial era ir alternando conciertos hasta encontrar donde quedarnos, pero lo cierto es que no fue ni siquiera necesario. Temprano y con nuestro mini de cerveza fresca buscamos una sombra para disfrutar del rock de Layabouts sentados, poco nos duró el descanso pues en su segundo tema (To the End) ya estábamos levantados y bailando con ganas de acercarnos al cada vez más numeroso público de pista. Los madrileños se comieron el escenario como pocos grupos del panorama nacional podrían haber hecho, interacción con el público (en español e inglés), energía, golpes de batería, juegos de guitarra... siempre solemos decir que el escenario verde Maravillas luce, pero en este caso Layabouts lucieron al escenario Maravillas abriéndolo de manera magistral. Nos quedamos con ganas de más.

Con el subidón encima y después de haber luchado junto a la mitad del público contra la otra mitad a ver cuál era más rockero, salimos corriendo hacia el Fib Club donde nos esperaba una espléndida Anna Calvi vestida de cordobés con camisa roja y moño flamenco. Anna Calvi nos dio exactamente lo que esperábamos de ella, la líbido de Benicàssim subió a niveles nunca vistos con esa sensualidad y esa forma de tocar la guitarra. A nuestra vera escuchábamos a unos españoles con parloteos presumidos de haber visto a Pj Harvey en el Primavera Sound y que esto empezaba a superar aquel concierto. No estaban muy equivocados porque la única pega que encontramos en el cálido show de Calvi respecto al frío de Harvey era su excesiva celeridad, el concierto duró muy poco y se hizo muy corto. Los que allí estuvimos apostaríamos por una gran escalada de éxito de Anna Calvi. Esperamos con ansia sus próximos trabajos.

Como tan poco duró nos dio tiempo a acercarnos a un recién empezado concierto de Russian Red en el escenario grande. Teníamos un recuerdo bastante mágico del 2009 con ella bajo la puesta de sol del fiberfib y creíamos que quizás este escenario se le quedaría un poco grande. Estábamos equivocados. Una banda de elegantes uniformados con Charlie Bautista y Manuel Cabezalí a la cabeza tras una Lourdes con pintas de chica tímida y frases de niña buena. Empezaron con un estupendo repaso al segundo disco lleno de hits como "Every Day Every Night", "I Hate you but i love you" y nuestra favorita "Fuerteventura" que sirvió de aperitivo para recordar Take me Home, Cigarrettes y otro grupo de bonitos temas. Un concierto mucho más largo que el de Anna Calvi en el que como estaba siendo habitual en todos los conciertos que habíamos visto, se fue llenando poco a poco de público.



De ahí unos a Julieta Venegas con la polémica del fib y otros a Grupo Salvaje que venían con temas nuevos en Español. La primera tenía que pasar la dura prueba a la que los talibanes del pseudo-indie le otorgaron. Tenía que llegar a Benicàssim y demostrar que merecía estar allí tanto o más de lo que parecían exigir. LLegó con una banda muy numerosa, con más sonidos latinos de lo que esperábamos y un ritmo creciente que empezó fuerte con Amores Platonicos y Limón y Sal. Cierto público de las primeras filas estaba quizás demasiado entregado, como de coña, pero el resto supo entender la propuesta y disfrutar de un gran concierto, que no sólo estuvo a la altura de Benicàssim sino que estuvo en una escala bien digna de conciertos. Buen tanto del FIB y buen show de Venegas.
Grupo Salvaje sacó el rock que llevan dentro para llegarnos con las letras como antes hacían con su guitarreo. Presentaron su próximo disco que parece ser tendrá mucha menos psicodelia de la que nos gustaría y de lo que el grupo nos tiene acostumbrados. Esperamos verlos con el tema aprendido.

A la misma hora Paolo Nutini llenaba el Maravillas como un auténtico cabeza de cartel. Primer llenazo de un escenario que pese a las 50.000 personas que recibió el festival cada día, supo albergar con comodidad todos sus conciertos. Parte del grupo se quedó allí a disfrutar de un gran sonido y un repertorio sorprendente de canciones.
Otros partieron hacia Congotronics vs Rockers, convertidos en los grandes triunfadores de la noche. Dos intensas horas de distorsión, música experimental y rock mezclados con las bases africanas modernas de Konono Nº1 y Kasai Allstars. Voces, pitos, teclados, likembés, percusiones, y sobretodo el baile de una hermosa señora de unos 60 años, nos llevaron a un estado de éxtasis, sin parar de bailar ni un solo momento. Deerhoof, Juana Molina y Wildbirds & Peacedrums dejaron su sello junto a los congoleños dando al concierto un toque experimental fantástico. El indie de Estados Unidos, Argentina y Suecia unidos con el sonido tradi-mod del Congo para el disfrute del festivalero. Un gran acierto.



Fue difícil encontrarnos en un repletísimo Fib Club que ya esperaba las primeras notas de Crystal Fighters, se ve que The Streets no consiguió llamar lo suficiente, y el escenario se le quedó muy pequeño al conjunto electrónico. Tampoco Plan B consiguió atraer a muchos fibers hispanos, pues según nos contaron el Fib Club también se quedó pequeño para Dorian.
Crystal Fighters tiró de sus once temazos consiguiendo la fiesta un tanto basta del público asistente, saltos, bailes y coros que se cerraron con un celebradísimo y alargado Xtatic Truth.

Casi sin darnos cuenta de que había terminado, el trío de djs pop Gasteiz Gang echaba mano de sus vinilos para el disfrute del personal, con ganas de quedarmos decidimos seguir a la masa hacia el show de Chase & Status que parecía estar pinchando, al poco se abría el concierto como la intro del disco, de ahí a los primeros temas Dubstep directamente dirigidos al baile, y luego otros buenos toques de tralla inmediata. En el setlist sobraron demasiado las voces pregrabadas de algunos de los artistas que colaboran en el disco. Fool Yourself fue el final del concierto y el aperitivo Drum and Bass de la noche.

En el cierre, la gran sesión techno de Henry Saiz desentonó un poco entre las demás propuestas electrónicas del jueves, quizás más cercanas al Uk Garage. Repetimos muchas veces que su slot era más apto para Mary Ann Hobbes, dejando para el cierre del viernes al productor español.

Otro de los aciertos del FIB 2011 fue el traslado de los deejays de la carpa al escenario Fib Club. Aunque nostálgicamente echamos mucho de menos la Carpa Pop, lo cierto es que las sesiones de pop tuvieron un éxito abrumador, también comparadas con las propuestas electrónicas más independientes de los últimos años.

Nos quedaron pendientes los tres cabezas de cartel del día: Plan B, The Streets y Pendulum; pero nos fuimos a dormir con la sensación de haber estado en uno de los días más divertidos que hemos vivido en un festival.

A lo tonto, tuvimos tiempo para disfrutar del rock patrio de Layabouts y Grupo Salvaje, del acercamiento al mainstream con Julieta Venegas y Paolo Nutini, de las raíces étnico-experimentales de Congotronics vs Rockers, la sensualidad de Anna Calvi o Russian Red y la fiesta extrema de Crystal Fighters, Chase & Status, Jack Beats, Henry Saiz y Lesser Gods.
Todo ello enmarcado en un recinto perfectamente accesible, sin aglomeraciones ni colas y con un sonido envidiable.
El fib nos volvió a dejar claro que era el gran festival que presumía ser, y dejó a la altura del betún a la organización de otros eventos similares de España y Europa.
Quizás el jueves había menos gente y no pisamos demasiadas ofertas masivas, pensamos, pero también estábamos equivocados.

Creative Commons Licence
Contacta con nosotros vía Email o Twitter